Los líderes guerrilleros colombianos son bien recibidos en Venezuela

Una facción disidente de la guerrilla marxista que dio la espalda al proceso de paz de Colombia es bienvenida en Venezuela, dijo un aliado del presidente Nicolás Maduro.

Los jefes guerrilleros conocidos como “Iván Márquez” y “Jesús Santrich”, líderes del grupo separatista, deben ser bienvenidos para que Venezuela pueda avanzar con su propio plan de paz, luego del fracaso de Colombia, dijo Pedro Carreño, miembro de la Asamblea Nacional Constituyente alineada con el gobierno.

La guerrilla colombiana y los carteles traficantes de cocaína buscan refugio desde hace mucho tiempo en el lado venezolano de la frontera de 2.250 kilómetros sin ley, donde pueden entrenar y reabastecerse. El presidente colombiano, Iván Duque, dijo que los disidentes están en Venezuela protegidos por el gobierno de Maduro y ofreció una recompensa por su captura.

Márquez, cuyo verdadero nombre es Luciano Marín, dirigió el equipo negociador de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) durante sus negociaciones de paz con el gobierno. El mes pasado, él y otros 20 rebeldes publicaron un video que decía que volverían a las armas tras la «traición» del gobierno colombiano de los acuerdos de paz de 2016 que llevaron al desarme del grupo.

Márquez y el resto del grupo son considerados terroristas por los gobiernos de Colombia y Estados Unidos. La acusación de Duque desencadenó una guerra de palabras con Maduro, quien ordenó a sus militares que prepararan una defensa contra un posible ataque colombiano. Duque dijo que mostrará ante la Asamblea General de la ONU evidencia de la alianza entre Maduro y los líderes guerrilleros.

Semana, la revista de noticias más grande de Colombia, publicó recientemente lo que dijo que eran documentos militares venezolanos clasificados que mostraban altos niveles de cooperación entre las fuerzas armadas de Maduro y la guerrilla colombiana.