Extenderían hasta el 20 de diciembre el uso al 100% de los fondos de Medicaid ya asignados a la Isla

Washington – El liderato del Congreso alcanzó hoy un acuerdo para llevar a votación esta semana una nueva resolución que extendería hasta el 20 de diciembre el presupuesto federal vigente y el uso al 100% de los fondos de Medicaid para financiar en Puerto Rico los servicios de ese programa.

En momentos en que la resolución temporal más reciente vence el jueves, la legislación persigue evitar un cierre parcial del gobierno federal y mantener vivas las negociaciones sobre el presupuesto cuatro semanas más.

Como se esperaba, la resolución cameral, dada a conocer por la presidenta del Comité de Asignaciones, la demócrata Nita Lowey, extiende hasta el 20 de diciembre la autorización para financiar al 100% con los fondos de Medicaid los servicios que autoriza ese programa federal.

Bajo la ley permanente, Puerto Rico solo puede depender en un 55% de los fondos de Medicaid para ofrecer servicios relacionados a ese programa, que en la Isla se otorgan a través del plan de salud del gobierno de Puerto Rico.

Desde principios de 2018, como consecuencia del huracán María, el gobierno federal ha permitido que el gobierno de Puerto Rico utilice en un 100% de aportación federal los fondos de Medicaid.

Tras vencer el uso de los $4,800 millones asignados como medida de emergencia en febrero de 2018, el gobierno de Puerto Rico ahora utiliza $586 millones que le quedaban de la ley Obamacare. Esos fondos, de todos modos, dejarán de estar disponibles en diciembre.

Originalmente, tanto la comisionada Jenniffer González como el Ejecutivo de Puerto Rico pensaron que la resolución anterior permitía también extender el uso de los $4,800 millones, pero al final quedaron unos $235 millones de esa asignación sin utilizar. De todos modos, los $586 millones tienen que utilizarse antes del 31 de diciembre y aún con una aportación federal de 100%, al gobierno le quedarán sin usar unos $40 millones, de acuerdo a la Administración de Seguros de Salud (ASES).

De ahora al 20 de diciembre, las autoridades de la Isla y sus aliados en Washington continuarán presionando a favor de una nueva asignación de cuatro años que evite un precipicio fiscal en los fondos de Medicaid en marzo próximo.

Un comité de la Cámara baja ha propuesto asignar unos $12,000 millones, mientras que el presidente del Comité de Finanzas del Senado, Charles Grassley (Iowa), propone unos $9,814 millones, pero, luego de los cargo de corrupción de julio pasado, con medidas de control más duras y penalidades que pudieran quitarle la mitad de esas asignaciones.

La resolución cameral, trabajada en consenso con el liderato republicano del Senado, asigna $7,500 millones en fondos adicionales para el Censo federal, aumenta en un 3.1% el salario de los militares, y extiende algunos programas federales de salud, según la congresista Lowey.

El presidente del Comité de Asignaciones del Senado, el republicano Richard Shelby (Alabama), había indicado que su preferencia era una resolución sin ningún otro asunto que no fuera mantener la vigencia del presupuesto del año fiscal federal 2019, que terminó el pasado 30 de septiembre y fue extendido en gran medida hasta el 21 de noviembre.

Ahora se espera extender el presupuesto vigente otras cuatro semanas.