España: destapan una historia de un siglo de pedofilia y abusos entre los jesuitas

Un escándalo se vive en España luego de que se destapó una historia de un siglo de pedofilia y abusos sexuales entre los jesuitas. La Compañía de Jesús reconoció que 96 jesuitas han cometido abusos sexuales desde 1927 hasta 2020 contra 118 personas, de los cuales 81 eran menores de edad.

El superior provincial de la Compañía de Jesús, Antonio España, brindó una conferencia de prensa y habló sobre este informe en el que reconocen los abusos de 96, lo que supone el 1,08% de los 8.782 jesuitas que hubo en España desde esa fecha.

El informe recoge abusos sexuales mediante varias conductas como el lenguaje impropio o provocaciones, a los tocamientos, que es la mayor parte de los casos, según consignó la agencia Europa Press.

Otro de los datos que arroja el estudio, es que en el 20% de los casos (el 12% en abusos a adultos) ha habido más de una víctima, por lo que el número de personas que han sufrido vejaciones sexuales asciende a 118 y de ellos 81 eran menores cuando sucedió la agresión.

Pocos avances en el nuevo Protocolo de la Iglesia para evitar abusos sexuales

«Nos llena de dolor, vergüenza y pesar«, aseguró Antonio España en rueda de prensa. «Queremos aprender a pedir perdón a las víctimas y a la sociedad por los abusos, por la cultura de silencio, por no afrontar limpiamente los hechos», agregó.

El documento fue presentado este jueves y titulado ‘Informe sobre los abusos cometidos por religiosos jesuitas en las provincias españolas‘. Allí señala que del total de jesuitas acusados de abusos a menores, 48 ya han fallecido y 17 siguen vivos.

De ellos, cuatro ya no son jesuitas (uno expulsado y tres que abandonaron la Compañía) y los otros 13 están apartados del contacto con menores, cumplen sanciones o están esperando resolución de procesos canónicos o civiles.

En este momento, según el informe, hay un proceso judicial en curso, un proceso canónico en curso y hubo otros dos canónicos que acabaron con la suspensión del ejercicio del ministerio del acusado y su reclusión en comunidades aisladas. Del resto, no llegó a haber procesos judicial ni canónico, sino medidas canónicas disciplinarias internas. También hubo un proceso canónico que concluyó sin probar la comisión de los abusos.

Por género, en los casos en que tienen constancia, 46 de los menores que sufrieron estos abusos eran niños y 18 niñas.

Abusos en la Iglesia: el Vaticano aún se resiste a expulsar a curas condenados

En cuanto al lugar donde se produjeron los abusos, la mayoría tuvieron lugar en el recinto escolar: clases (5), instalaciones (26), habitación de un jesuita (3) e internados (6). También en la casa familiar de la víctima (6), en un templo (3) o en instalaciones parroquiales (6), en despachos (4), en lugares públicos (1) o en otros centros (1).

Sobre el momento en que se cometieron los hechos, de los datos se desprende que de los 17 casos en los que el acusado sigue vivo, tres son de la década de los 60, dos sucedieron en los 70, tres en los años 80, otros tantos en los 90 y seis habrían ocurrido desde el año 2000. La acusación más reciente es de 2020 y está siendo investigada.

Además, hay otros 31 jesuitas acusados de abusos sobre adultos, de los cuales 8 siguen vivos y 23 han fallecido. En cuatro casos habría más de una víctima, y en 27 consta una acusación.

EuDr / sa