Grassley aún quiere explicaciones sobre el funcionamiento de Medicaid en Puerto Rico

Washington – El presidente del Comité de Finanzas del Senado estadounidense, el republicano Charles Grassley (Iowa), advirtió  que todavía necesita explicaciones sobre «inconsistencias» en torno al funcionamiento del programa Medicaid en Puerto Rico, antes de dar paso a legislación para financiar el sistema de salud de la isla.

“El Congreso debe tener una discusión exhaustiva y seria antes de promulgar» cambios en la aportación federal al sistema de salud de Puerto Rico», indicó Grassley, en una declaración, al dar a conocer la contestación que le dio el Centro para Servicios Medicare y Medicaid (CMS) a una petición de información que hiciera el pasado 17 de julio.

Grassley dijo estar particularmente atento al porcentaje de la aportación federal por servicio de Medicaid, pues a pesar de que el tope para la Isla es de 55%, considera que ha superado el 62% a partir de 2014, hasta llegar al 91.8%, después de autorizarse en febrero de 2019 incrementarlo al 100%, debido a la emergencia causada por el huracán María.

“Las discusiones a largo plazo han estado en curso, y como he estado revisando las declaraciones hechas por los funcionarios puertorriqueños y los nuevos datos del Departamento de Salud federal, hay inconsistencias que necesitan más explicaciones”, indicó Grassley.

Una tabla que divulgó el presidente del Comité de Finanzas indica que la tasa efectiva de la aportación federal ha ido aumentado desde 2014, cuando alcanzó el 62.2%. Para 2015, indica, subió a 64.4%, y alcanzó 66.9% en 2017.

Para 2018, la información provista por el Comité de Finanzas del Senado coloca la aportación federal en 91.8, pero para ese año entró en vigor la ley federal que asignó a Puerto Rico $4,800 millones en fondos de emergencias tras el huracán María, que han podido utilizarse en un 100% del costo del servicio Medicaid que se provee.

En una carta del 17 de septiembre en que se responde al requerimiento de información de Grassley, la administradora de CMS, Seema Verma, destacó, entre otras cosas, que Puerto Rico, como se le requirió por ley, ha puesto en marcha una unidad anti fraude en Medicaid que ha recibido elogios del gobierno federal.

Esta semana, el Senado debe aprobar una resolución de continuidad del presupuesto que permitiría utilizar el remanente de fondos de los $4,800 millones, que rondan los $400 millones, a un 100% hasta el 21 de noviembre, la fecha hasta la cual se extendería temporalmente el presupuesto federal vigente.

La resolución – ratificada la semana pasada en la Cámara de Representantes-, tiene queser aprobada a más tardar el 30 de septiembre para evitar un cierre parcial del gobierno federal, al comenzar el 1 de octubre el nuevo año fiscal federal.

En la Cámara baja, mientras, está pendiente un proyecto bipartidista que ha propuesto asignar $12,000 millones a Puerto Rico durante los próximos cuatro años fiscales federales, además de incrementar las restricciones y controles al gobierno de la isla. Pero, la medida fue frenada después de los recientes cargos por corrupción que incluyeron a la exdirectora de ASES Ángela Ávila y contratistas, entre otros.

Entradas relacionadas